Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

Llámanos 952 304 716 

Innovación tecnológica en salud de la mujer

El concepto de la Salud de la Mujer es tan amplio como los avances tecnológicos en cirugía, tratamientos y medios diagnósticos.

young 1400px

 

Enfermedad inflamatoria pélvica

Se estima que una de cada siete mujeres sufre esta patología, causada en el 40% de los casos por una infección por clamidia. También conocida como enfermedad silenciosa, se caracteriza por ser asintomática hasta que, cuando se diagnostica, ya ha producido daños en la mujer. Las consecuencias de la clamidia son dolor pélvico crónico, embarazo ectópico e infertilidad.

Los conceptos de autocuidado de la salud, la prevención y el diagnóstico precoz de enfermedades han calado hondo en la mujer.

La enfermedad inflamatoria pélvica es una infección de los órganos reproductores femeninos superiores (el cuello uterino, el útero, las trompas de Falopio y los ovarios).

  • La enfermedad inflamatoria pélvica se suele transmitir por mantener relaciones sexuales con una pareja infectada.
  • Por lo general, se prestan dolor en la parte inferior del abdomen, secreción vaginal y sangrado vaginal irregular.
  • El diagnóstico se establece según los síntomas, el análisis de las secreciones del cuello uterino y de la vagina, y a veces la ecografía.
  • Mantener relaciones sexuales con una sola pareja y el uso de preservativos disminuye el riesgo de infección.
  • El tratamiento antibiótico puede eliminar la infección.

 

DIAGNOSTICO

Se sospecha enfermedad inflamatoria pélvica si una mujer siente dolor en la parte inferior del abdomen o presenta una secreción vaginal inexplicable, sobre todo si está en edad fértil. Se realiza una exploración física que incluye una exploración ginecológica. La aparición de dolor en la zona pélvica durante la exploración apoya el diagnóstico.

  • Generalmente se toma una muestra del cuello uterino con un hisopo y se analiza para determinar si la mujer tiene una infección por clamidia. Incluso si estas pruebas no detectan una infección, las mujeres aún pueden tener una enfermedad inflamatoria pélvica.
  • Se realiza una prueba de embarazo para descartar la existencia de un embarazo ectópico, que podría ser la causa de los síntomas. Si el dolor impide una exploración física adecuada, o si se necesita más información, se realiza una ecografía de la pelvis. Esta prueba puede detectar abscesos en las trompas de Falopio o en los ovarios, así como un embarazo ectópico.

Todas las parejas sexuales recientes deberían someterse a pruebas para detectar una posible infección por clamidia y, en caso necesario, deben recibir tratamiento.

En Ginecenter consideramos que la prevención y diagnóstico precoz es fundamental para lograr una completa recuperación.


¡Síguenos
en
las Redes Sociales!

Ginecenter informa sobre las novedades relacionadas con la medicina y nuestra clínica.

  FACEBOOK     logo insta INSTAGRAM

 


Llámanos

952 304 716

Calle Alemania, 15 29001 Malaga
malaga@ginecenter.com